Publicidad
Economía · 27 de Julio de 2018. 16:49h.

El Sabadell reduce el beneficio tras ‘limpiar’ activos

Gana en el primer semestre 120 millones, un 67% menos

El Sabadell reduce el beneficio tras ‘limpiar’ activos

Josep Oliu (derecha) y Jaume Guardiola, presidente y consejero delegado del Banco Sabadel

El Banco Sabadell ha notado en su cuenta de resultados el impacto de las provisiones realizadas por la venta de activos problemáticos, y ha cerrado el primer semestre del año con un beneficio neto de 120,6 millones de euros, un 67,2% menos que en 2017. También han influido los problemas y costes provocados por la integración informática de su filial británica, TSB.

Jaume Guardiola, consejero delegado de la entidad que preside Josep Oliu, ha afirmado este viernes que el negocio bancario del grupo muestra una evolución positiva en el margen de intereses, que alcanzó los 1.810 millones de euros, en línea con el año anterior, mientras que las comisiones netas aumentaron más de un 6%, hasta los 636,7 millones.

El Sabadell vendió en las últimas semanas 12.200 millones de euros de activos tóxicos, con lo que eliminó prácticamente su exposición inmobiliaria problemática. Tras estas operaciones, los activos problemáticos de banco representan sólo el 1,7% del balance. Además, las ventas orgánicas a través de Solvia, su filial inmobiliaria, crecieron en el trimestre un 55%, lo que implica la reducción de activos adjudicados por valor bruto de 439 millones de euros.

Las dotaciones para insolvencias y otros deterioros totalizaban 806,3 millones de euros al cierre del segundo trimestre de 2018. Esta cifra incluye una provisión de 92,4 millones de euros por las futuras compensaciones a los clientes de TSB que se vieron afectados por los problemas de la migración tecnológica, y otra dotación de 177,1 millones por las ventas institucionales de carteras.

Guardiola se ha mostrado "triste, preocupado y decepcionado" por los problemas que generó a miles de clientes en Reino Unido la migración de la plataforma de TSB, aunque confían en que pronto todo vuelva a la normalidad. La prioridad ahora es conseguir la estabilidad de la plataforma para que los clientes puedan ser atendidos como en el pasado, gestionar las 130.000 quejas recibidas y concluir una investigación para determinar los errores. Ha dicho que la migració era de una "enorme complejidad técnica”, aunque imprescindible para prestar un mejor servicio.

Publicidad

0 Comentarios

Publicidad